Esta celebración es de origen cristiano celebrada todos los 17 de marzo. Se conmemora la muerte de San Patricio de Irlanda y también se celebra el día de la fundación de la República.

Pero ¿cómo llego el 17 de marzo a volverse un día de celebración tan grande? Bueno, la historia dice que San Patricio ayunó y oró en la cumbre de Croagh Patrick por 40 días, luego en su lecho de muerte el 17 de marzo del año 461 pidió a a las personas que estaban a su alrededor que brindaran por su viaje celestial con una copa de whisky para aliviar su dolor.

En Irlanda aun tiene un significado religioso muy importante, ya que San Patricio primero llegó a Irlanda como un esclavo que años después logro escapar y regresar con su familia a Gran Bretaña. Pero se dice que estando ahí, el tenía sueños y oía voces en donde le indicaba que tenía que regresar a Irlanda y bautizar a los irlandeses y ministrarlos. Exactamente así lo hizo.

No fue fácil para él mezclar el cristianismo y la cultura inglesa, pero siglos después lo siguen honrando y mostrando gratitud.

El Día de San Patricio a nivel mundial.

En los años 1820 a 1860 casi dos millones de irlandeses dejaron su tierra para buscar nuevas oportunidades por la hambruna que se vivió, y luego en el siglo XX más personas los siguieron buscando reencontrarse con sus familiares.

De esta forma, debido a la migración, los irlandeses dependiendo en el país que estuvieran siempre el 17 marzo honraban al patrono de la isla San Patricio llevando su identidad a sus nuevos hogares.

Vestir y de verde y las celebraciones.

San Patricio se encontraba en una orden que vestía de azul, por lo que antes del siglo XVIII se le celebraba con dicho color, sin embardo después por el movimiento independentista y los tréboles que utilizaban, ahora la fiesta de San Patricio es reconocida por su singular color verde y los tréboles que también indican la buena suerte, y todos aquellos que participen deben llevar algo verde, de lo contrario dice la tradición que debe recibir un castigo. ¡Un pellizco!

Actualmente es una gran fiesta, para los irlandeses es un día religioso que tiene su culto y su celebración pero en otras partes del mundo es ahora un día para vestir de verde y celebrar con cerveza y amigos.

Así que si quieres celebrar este día o tener una excusa para pasar una tarde divertida, no olvides pasarte por Plaza Fontabella y tener una tarde con amigos en 100 Montaditos, o podrías probar una deliciosa comida mexicana acompañada con unos tarros de cerveza en Polanco. También puedes deleitarte con una interesante mezcla de comida internacional en Quintana Bistro.

Lo importante es que no olvides llevar algo verde y brindar con cerveza.

¡Feliz día de San Patricio!

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *